Una de las características más importantes de estos medios de comunicación es que el “mensaje” que se pretende comunicar, ahora tiene un impacto global que ya no solo afecta a nuestro grupo inmediato de amigos y familiares, sino a cualquiera persona en el mundo que pueda tener acceso a él.

  Por ejemplo, un community manager (persona que se encarga de gestionar las relaciones de una empresa con sus clientes haciendo uso de medios digitales) tiene sobre sus hombros la enorme responsabilidad de comunicar la imagen, el prestigio y la credibilidad de la empresa a través de sus publicaciones. Por ello es fundamental que se tenga cuidado en no practicar ciertos comportamientos que se consideran molestos dentro de las redes sociales y que pueden perjudicar a la empresa y por consiguiente, la permanencia de esa persona en su puesto de trabajo.